martes, 20 de marzo de 2012

On està Pau?



¿En que momento entendió el juego? ¿Cuando supo que él también podía esconderse? No deja de asombrarme. Son pequeñas grandes cosas que aprende sin que nos demos cuenta.
Atención al coro de fans que le pregunta, jajaja. Es que ya era la décima vez que se escondía y nos tenía a todos encandilados ... pero su madre fué muy lenta en encontrar la cámara, ponerla en modo video y grabarlo, cuando lo consiguió ya le coreaba todo el mundo. Y él encantado de la audiencia conseguida :P

lunes, 5 de marzo de 2012

Bam Bam



Quería haber escrito hace unas semanas ... pero como siempre, se me escapa el tiempo. Quería recordar el día de las enfermedades raras, fue el día 29 de febrero. Ya ha pasado, pero aún así me apetece.
Estamos viviendo un caso cercano, una pequeña luchadora que tuvo que nacer antes de tiempo porque algo no iba bien. Unas semanas en UCI en las que no sabiamos como ayudar a sus padres ni como calmar su angustia, porque realmente las cosas no iban bien. La alegría del alta. La incertidumbre de un diagnóstico. Y el mazazo de unas pruebas genéticas que ponen nombre a su sufrimiento: sindrome de Warkany. A partir de ahí empieza el periplo de visitas a especialistas y las incertidumbres. "Tenemos que hacer más pruebas" "Hay muy pocos casos" "No podemos predecir que secuelas tendrá" " Hasta que no pase el tiempo y se desarrolle no se sabrán los déficits" ....
Para ellos y para las madres de Candela, y para todas las familia que conviven con ellas: muchos ánimos y mucha fuerza en vuestra lucha diaria.


Nosotras seguimos con nuestro pequeño Bam Bam (jajaja, es que me hizo mucha gracia la descripción de Miguel, aunque todavía le falta para alcanzarlo y me la he copiado). Crece a pasos gigantes. Enero fue el mes del gateo y febrero se ha convertido en el de "me pongo de pie" como sea y donde sea, aunque para conseguirlo me caiga "cienes" de veces.
Ahora, a punto de cumplir los ocho meses ya lo tiene dominado y se permite el lujo de desplazarse agarrado al sofá o a la barandilla de la cuna. Esta combinación de habilidades junto con la nula sensación de peligro lo convierten en el temerario número uno.
Nos ha tocado rediseñar la casa para adaptarnos: esquineras, mesas forradas, protectores de enchufes, antideslizante en la alfombra, cierres de seguridad en cajones y puertas ... vamos, no nos falta nada del catalogo. Y no porque seamos unas exageradas, es que ya lo ha probado todo. Algunas manías se le pasan, como la de abrir cajones y meter los dedos en el enchufe. Pero otras persisten; la más divertida es estirar de los cables a ver que aparece al final (a veces hay suerte y cae un altavoz ...)
El tema comida también va bien. Ya tiene un diente y asoma otro. En lo que hemos retrocedido es en el asunto del sueño, bueno, igual retroceder no es la palabra. Es que ahora está tan emocionado explorando que no quiere dormir en ningún momento y es muy difícil conseguir que se relaje. A eso se añade que se despierta muchas veces durante la noche (antes eran solo una o dos) y que para volver a dormirse necesita que lo tomes en brazos (antes bastaba con acariciarle). Pero sobreviviremos, jejeje.
Hemos empezado unas clases de "natación" para bebés. Las dos primeras no le gustaron nada, nada, nada. Para nuestra sorpresa en la tercera se le pasaron todos los males y a disfrutar del agua!
Y para acabar os dejo una foto de "las aventuras de Bam Bam contra la librería (el caso del cristal maldito)"